Semana Mundial del Glaucoma

Semana Mundial del Gaucoma - Raquel Menida Cirujano oftalmólogo en Salamanca

Del 7 al 13 de marzo.

Estamos en la Semana Mundial del Glaucoma, una gran oportunidad para dar a conocer esta enfermedad relacionada con la vista. La organizan la Asociación Mundial de Glaucoma junto con la Asociación Mundial de pacientes.

Qué es el glaucoma

El glaucoma es una enfermedad crónica que provoca pérdida de visión progresiva. Y concienciar a la población sobre sus efectos y consecuencias no es para menos, ya que esta enfermedad es una de las principales causas de ceguera, en el mundo, en personas mayores de 60 años.

Lo más importante a destacar es que, con un diagnóstico y tratamiento precoz, se puede evitar la pérdida de visión.

Causas del glaucoma

El glaucoma se produce por un aumento de la presión intraocular que provoca un daño en el nervio óptico. Lo realmente importante y preocupante es el daño en el nervio óptico, ya que hay pacientes que desarrollan esta misma lesión pero con tensión normal. Es el llamado glaucoma de tensión normal.

Cómo saber si es glaucoma

Para diagnosticar un glaucoma hay que hacer un examen ocular completo que empieza con la toma de la presión ocular, esto hay que complementarlo con un estudio del nervio óptico que consiste en hacer una OCT (tomografía óptica de coherencia) de la pupila y de la mácula para observar como están las células ganglionares.

El campo visual es otra prueba importante, pero depende de la colaboración del paciente. Tenemos que decir, que todas estas pruebas no producen ninguna molestia en el paciente. Y antes de comenzar todo el proceso de diagnóstico, es fundamental, saber si el paciente cuenta con antecedentes de glaucoma en la familia.

Tipos de glaucoma

En general se podría clasificar al glaucoma en:

  • Glaucoma de ángulo abierto: es el tipo más frecuente de glaucoma, no produce dolor ni pérdida de visión al inicio de la enfermedad. Por eso es muy importante tomar la tensión ocular al menos una vez al año.
  • Glaucoma de ángulo cerrado: en estos casos hay un bloqueo en la zona por la que se tiene que eliminar el humor acuoso (es el líquido que causa el aumento de presión). Puede provocar un ataque agudo de glaucoma. Y es una verdadera urgencia oftalmológica.

Tratamientos del glaucoma

Uno de los tratamientos del glaucoma es la aplicación de un colirio. En este caso el paciente puede aplicarse en casa el tratamiento en forma de gotas todos los días.

En algunos casos usamos el láser para tratar el glaucoma. En los últimos años se están viendo resultados muy positivos con la trabeculoplastia láser.

Cuando con las gotas sigue habiendo progresión en la lesión del nervio óptico hay que operar. Actualmente hacemos cirugía mínimamente invasiva como es el uso de MIGS, dentro de este grupo hay que destacar los dispositivos i-stent y Xen.

Y en los casos más severos hacemos trabeculectomía o incluso implantamos válvulas como la de Ahmed.

En definitiva, el mejor tratamiento es un diagnóstico precoz

No, dejes pasar tus consultas al oftalmólogo, ya que hemos visto que la pérdida de visón que produce el glaucoma es irreversible, solo podemos frenar su avance. Así que cuanto antes lo detectemos mejor.

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.